Fracasa la Política de Vender Vehículos Nuevos a los Cubanos


Todo el mundo celebró cuando el gobierno cubano anunció que después de 53 años levantaba la prohibición y ahora cualquier cubano podría comprar un vehículo nuevo en cualquiera de las agencias autorizadas por el mismo gobierno para hacerlo en conjunto con la marca francesa Peugeot.

Pero la realidad fue que en seis meses el total de automóviles vendidos en la isla de 11 Millones de habitantes fue de tan solo 50 unidades y 4 motocicletas.

La razón estriba en que el gobierno decidió que los precios serían de $91,000 USD por un descontinuado Peugeot 206 y de $262,000 USD por un Peugeot 508 y eso en una isla donde el salario promedio es de $20 USD al mes. Para comparación en Inglaterra un 508 puede conseguirse por $29,000 USD.

La voracidad del gobierno cubano no tiene límites.

Deja un comentario